Galería: Rincones del Rototom Sunsplash



El Rototom Sunsplash es algo más que un festival de música. Los rastafaris se mezclan con funambulistas improvisados, repartidores de abrazos, payasos, vendedores y compradores de sueños. Cada rincón de este evento destila melodías de reggae: dulces, apacibles, como dando a entender que el mundo puede ser de otra forma.

Galería: Rincones del Rototom Sunsplash

El Rototom Sunsplash es algo más que un festival de música. Los rastafaris se mezclan con funambulistas improvisados, repartidores de abrazos, payasos, vendedores y compradores de sueños. Cada rincón de este evento destila melodías de reggae: dulces, apacibles, como dando a entender que el mundo puede ser de otra forma.